La violencia machista es emoción

Cinta contra la violencia machistaHace 3 años Eduardo Vázquez fue condenado a 18 años de prisión por el femicidio de Wanda Taddei. En esa oportunidad, la Justicia entendió que había actuado bajo emoción violenta, por lo que se lo consideró culpable de homicidio agravado aunque con ese atenuante. Un año después, en septiembre de 2013 y gracias a una lucha llevada a cabo por la familia de Wanda, finalmente fue condenado a prisión perpetua.

Hace pocos días, un femicida habría tomado un cuchillo en medio de una reunión con quien fuera su ex mujer, y luego de encerrarla en el vestidor, la habría degollado. La estrategia de la defensa alegará- según dicen- emoción violenta.

Con antecedentes por violencia no sólo en el ámbito doméstico sino también laboral, con denuncias en su contra, con una restricción perimetral que recientemente se había levantado, ¿de qué clase de emoción violenta o brote se puede hablar?

Se trata del femicidio de Claudia Schaefer por parte de Gustavo Farré que, a su vez,   coincide con el aniversario del de Melina Romero. Y los medios reiteran modos de construir sentidos alrededor de la violencia machista mediante los cuales se justifica al victimario o se insiste en la culpabilidad de la víctima.

En aquel momento, el problema radicaba en el tamaño de la pollera o el short que usaba la joven, si salía a bailar o si estudiaba. Hoy,  el foco está puesto en la depresión y desesperación del varón proveedor por encontrarse sin empleo. Y así, nombrar a las cosas por su nombre sigue siendo tarea difícil- no sólo- en los medios masivos.

La Justicia que histórica y mayoritariamente ha sido funcional al sistema patriarcal brindándole al varón ese reaseguro de poder con una absolución o con un atenuante de la pena, deberá demostrar  que los reclamos por los derechos vulnerados a las mujeres y a otros grupos, no les son indiferentes. Porque aquí no sólo se trata de mujeres asesinadas en un marco de violencia de género sino además de hijos e hijas que pierden a sus madres en manos de esos femicidas.

Según estadísticas de La Casa del Encuentro, en 2014 fueron asesinadas 277 mujeres en la Argentina, por lo que unos 330 chicos quedaron sin madre. En los últimos 7 años alrededor de 2196 chicos perdieron a su madre por casos de violencia de género.


 

Línea 144

Recursos para la atención integral de las mujeres en situación
de violencia – Consejo Nacional de las Mujeres

 

 

Advertisements

About Andrea Gutierrez

Pienso, reflexiono, escribo- me indigno, también- con perspectiva de género. Creo profundamente que lo personal es político.
This entry was posted in Derecho, femicidio, Feminismo, violencia de género and tagged , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s